De Yapeyú a Boulogne-Sur-Mer: acá vino a morir el General San Martín

San Martín nació en Yapeyú y murió en la ciudad francesa de Boulogne-Sur-Mer. Lo repetimos en la escuela una y otra vez para aprender la lección patriótica. En el Gran Buenos Aires hay incluso otro Boulogne Sur Mer que recuerda ese rincón de Francia,(“Bulone” como le dicen. Mi nonna vivía cerca de ahí).

Pero, ¿cómo es hoy esa ciudad en Francia? ¿Cómo son sus habitantes, sus paisajes, su economía? ¿Saben como nosotros que San Martín murió ahí? ¿Qué quedó de San Martín en Boulogne ? Para encontrar respuestas, y curiosear un poco, recorrí en tren los 260 km que la separa de París. El viaje duró dos horas y media. Cuando lo hizo San Martín, también en tren, tardó siete. Empezamos bien.

Comparto acá algunas de las imágenes del fotoreportaje sobre Boulogne-Sur-Mer, aprovechando el 163 aniversario del fallecimiento de San Martín. Podrán pronto ver el original en la versión impresa del número III de la revista Efecto Kulechov en Argentina.

 

 

Acá vino a morir el General San Martín

 

Boulogne-Sur-Mer, en el norte de Francia, vio morir al Libertador el 17 de agosto de 1850. En esa época la población ignoraba quién era ese viejo argentino que llegó apenas dos años antes en su camino hacia Inglaterra. Hoy algunos de sus habitantes mantienen viva la memoria del General y su paso por esta ciudad portuaria. Viaje a un lugar que todos los argentinos escuchamos nombrar pero pocos pudieron conocer.

PortadaBoulogne

 

 

www.hugopassarello.com

C’est l’orage qui mène au port” (“Es la tormenta que lleva al puerto”) dijo en francés José de San Martin a su hija Mercedes. Cuatro días después el Libertador de América moría en el lecho de su hija, en la casa que compartían en el 105 Grande Rue de Boulogne-Sur-Mer (por cambio de numeración, hoy está al 113).

 

 

 

www.hugopassarello.com

¿Qué trajo San Martín a Boulogne-Sur-Mer? La casualidad. Llegó en 1848 cuando explotó en Francia la revolución que terminaría con el reinado de Luis Felipe. Con 70 años San Martín no estaba para revoluciones. Temiendo por la seguridad de su familia, el General dejó su residencia en las afueras de París y partió rumbo a Inglaterra.

www.hugopassarello.com

 

 

 

 

El tren los llevó desde París hasta su terminal en Boulogne Sur Mer desde donde se tomaba el ferry hacia las costas inglesas.Quizás por los dolores de la vejez o por la tranquilidad de la ciudad, San Martín decidió quedarse del lado francés, pero siempre a un paso de Gran Bretaña. Con los franceses y las revoluciones nunca se sabe.

 

 

 

 

www.hugopassarello.com

Ese mismo puerto de ferry que atrajo a San Martín, fue durante un siglo el corazón de la ciudad. Pero la construcción del túnel bajo el canal de la Mancha en los 90 provocó una hemorragia constante de pasajeros. En 2010 las empresas finalmente abandonaron la ruta. Al caminar frente al puerto, hoy cerrado al público, se escuchan solo los graznidos de miles de gaviotas, que esperan la llegada de los pequeños barcos pescadores. Esta estructura abandonada es el símbolo de una ciudad que sufre 15% de desempleo.

 

www.hugopassarello.com

 

La industria del turismo mantiene activa una parte de la población. La mayoría de los visitantes son belgas e ingleses que tienen casas de fin de semana o vienen a pasar el día.

 

 

www.hugopassarello.com

 

 

Algunos de esos turistas, se acercan a ver la Casa de San Martín. El Estado argentino compró la propiedad en  1926, fue consulado hasta 1967 y desde entonces fue destinada exclusivamente a su función actual de museo. A partir del año 2000 son suboficiales mayores los conservadores de la casa. La misión dura dos años y actualmente es la familia Brusasca la encargada de mantener el museo.  “La experiencia es muy gratificante,” dice Luis que con su mujer Luz, y sus hijos Clara y Juan, vivirán hasta el 2014 en el tercer piso de la Casa de San Martín.

 

 www.hugopassarello.com

 A pesar que el museo se menciona en los folletos turísticos de la ciudad, el número de visitantes es limitado. “Más o menos son 100 personas por mes que vienen a la Casa de San Martín,” dice Luis. “En su gran mayoría son argentinos de visita por Europa pero también hay algunos franceses e ingleses”. Los conservadores mantienen la propiedad como si fuese un templo. El altar principal parece ser el lecho de Mercedes, donde falleció el Libertador. Pero no sueñen al tocar la madera de los mueble porque todos los originales fueron llevados a Buenos Aires. En la casa de Boulogne, hasta el parquet es una réplica. Solo quedan algunas planchas originales bajo la cama de la hija del General, para recordar el lugar exacto de la muerte, como si la madera fuese testigo de algo que no podremos revivir.

 

 

www.hugopassarello.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Por todos lados en la casa hay colgados retratos y cuadros de diferentes figuras históricas, como Simón Bolívar. Pero llama la atención un pequeño retrato, casi perdido entre otros de la habitación de San Martín. Es una imagen de Remedios de Escalada, la esposa del general fallecida 27 años antes que su marido.

 

 

www.hugopassarello.com

Y es justamente sobre un muro de la pieza de Mercedes, cerca del lecho, que cuelga un reloj de madera. “Cuando el Estado compró la casa se encontró el reloj con las agujas marcando las 15:00, hora del fallecimiento de San Martín,” explica Luis. “Era tradición en esa época detener un reloj de la casa cuando alguien moría. Por eso creemos que es el único elemento en este museo que perteneció a la familia del General.”

 

 

 

 

 

 

www.hugopassarello.com

Además del museo la ciudad tiene una gran estatua dedicada al general. Fue la idea de un grupo de argentinos que en 1909 pidieron a la municipalidad el permiso de erigir un monumento en honor de San Martín. Los consejeros locales se dividieron frente al pedido. Durante el debate uno de ellos, en desacuerdo, declara no ver el interés para Boulogne de construir una estatua para un héroe lejano. “Su vista [del monumento] no hará jamás latir mi corazón” dice. Otro le responde: “Si el nombre del General San Martín no hace latir mi corazón de Boulonnais, sí hace latir mi corazón de demócrata”. Finalmente la municipalidad aprobó su construcción frente al mar.

 

www.hugopassarello.com

 

Durante la Segunda Guerra Mundial, la costa de Boulogne fue completamente destruida por los bombardeos de los aliados contra los bunker alemanes, diseminados por la región (foto abajo izquierda). Todos los edificios alrededor del monumento fueron convertidos en escombros. Solo la estatua de San Martín quedó en pie, pero atravesada por balas y esquirlas cuyas marcas están todavía presentes. Muchos locales llaman a este episodio de la historia de la ciudad “el milagro de la estatua”.

www.hugopassarello.com

 

 

 

Personajes de Boulogne

www.hugopassarello.com

Cien años después la estatua necesitó una restauración, lograda gracias a Michel Delattre, un Boulonnais amante de la Argentina. “Cuando era pequeño la guerra acababa de terminar. La situación de la ciudad era muy difícil. Argentina nos ayudó mucho. En la escuela nos daban todos los días un vaso de leche y galletas donaciones de Argentina,” dice Delattre. “Siempre quise hacer algo por ese país lejano que nos ayudaba.”

 

 

 

www.hugopassarello.com

 

Otro apasionado de San Martín es Michel Poultier. Presidente de la Asociación de Filatelia de la ciudad, Poultier colecciona desde hace 33 años centenares de estampillas y postales relacionadas con el General. “San Martín es un personaje apasionante,” dice Poultier y se le iluminan los ojos. “Fue un gran general y además humilde, rechazó honores y no buscó la gloria personal. Muy diferente de nuestro Napoleón sobre quién también tengo una colección”.

 

 

 

Boulogne Sobre el Mar

www.hugopassarello.comBoulogne “sobre el mar” es la traducción del nombre de la ciudad, principal puerto de pesca de Francia. Stephane Pinto (izquierda al frente) continua la tradición de la pesca del lenguado y el arengue. Poco y nada sabe de San Martín salvo que es “el hombre de la estatua”. Sí recuerda la llegada de la fragata Libertad durante su infancia “con todos esos gavieros subidos a los palos.”

La fragata Libertad visitó frecuentemente el puerto de Boulogne durante sus viajes alrededor del mundo. Si hay varios habitantes que no saben exactamente quién fue San Martín, imposible encontrar un Boulannais que no haya presenciado la llegada de la fragata.  Una leyenda local cuenta que luego de cada paso de la embarcación, nacían en Boulogne varios niños con rasgos argentinos.

 

www.hugopassarello.com

 

George Scotte (izquierda) es bombero de la ciudad donde nació hace 52 años. Recuerda en su infancia las diferentes llegadas de la fragata. “Durante los años 70 la recibíamos con protestas porque sabíamos que lo que estaba pasando allá,” recuerda Scotte. “Los oficiales nos sacaban fotos con cara de enojados. En esa época los militares argentinos no sonreían como lo hacen hoy.”

 

 

 

 

 

 

 

www.hugopassarello.com

¿Hay todavía argentinos viviendo en Boulogne? Solo una. Cecilia Guimarey, bailarina profesional formada en el Teatro Colón y profesora de danza de más de 150 chicas de la ciudad. Además, junto a su marido chileno, son miembros del Círculo Histórico San Martín de Boulogne, que mantiene viva la memoria de El Libertador en Boulogne y organiza eventos culturales y sociales relacionados con Argentina y América Latina.

 

 

 

Imágenes de la casa

www.hugopassarello.com

Vista desde la ventana de la habitación de San Martín

 

www.hugopassarello.com

Cama del General San Martín

 

www.hugopassarello.com

Hall de entrada de la Casa San Martín

 

www.hugopassarello.com

Ventanas de la pieza de Merceditas

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Agradecimientos

Municipalidad de Boulogne-Sur-Mer, Cecilia Guimarey, Luis Felipe Artigas, Círculo Histórico de San Martín en Boulogne, familia Brusasca, Museo de la Casa San Martín, Michel Delattre, Michel Poultier, Olivier Debove, bomberos de la caserna de Boulogne-Sur-Mer, padre Frederic Duminy, La Poste, Oficina de Turismo de Boulogne-Sur-Mer, Stephane Pinto y su tripulación, Comité régional des pêches maritimes et des élevages marins Nord-Pas de Calais/Picardie,

26 comments

gracias — muy informativo

siempre se aprende algo nuevo

y las fotos estan estupendas

Hugo, con tus palabras nos transportaste a un pedacito de Francia y la historia argentina. Maravilloso recorrido y pudimos ver con tus ojos. Un rato de agradable lectura y aprendizaje. Muy interesante. Gracias!

Muriel Fournier on October 5, 2013 at 21:52 Reply

Muchisimas gracias por esta parte de la historia argentino-francesa que no conocía.

Muriel – La Bénisson-Dieu – Francia

Hector Lombardo on July 13, 2014 at 07:18 Reply

Hola Hugo, Te felicito Hermoso trabajo realizaste, muy interesante los comentarios que acompañan las fotos, sabes… en 2009 por razones de trabajo estuve un mes y medio en Poissy un poco mas alla de Maison Laffitte, me habia propuesto ir a visitar Boulogne pero finalmente no pude concretarlo, ojala pueda volver algun dia.

Hector Lombardo on July 13, 2014 at 20:28 Reply

Hola Hugo, otra vez yo… (Héctor Lombardo, 7 de Enero de 1964, 50 años de edad).

Me siento inspirado para expresar lo que la imagen de San Martin ha provocado en mí durante toda mi vida.

Desde muy pequeño como muchos argentinos, con algunas décadas, sabemos, y nos ha enseñado que Don José es el padre de esta patria.
Y cuando pienso en esto, pienso en la cantidad de casos de hijos, que se olvidan de sus padres.

Pienso… que ingratos somos los argentinos, siendo que él dio una importante parte de su vida, sin esperar nada a cambio, sabiendo dejar todo en manos del libertador Bolívar en la entrevista de Guayaquil cuando debió considerar el destino de Sudamérica y no su conveniencia personal , y reinventándose como político más tarde, para poder interceder ante las potencias buscando que ellas reconozcan nuestra independencia: coraje, abnegación, desinterés, quizá amor, integridad, espíritu, humanidad!
Si ya sé! … He leído bastante sobre Don José, y mucho se dijo sobre que era un espía Ingles, pero quienes decían eso eran unos hipócritas, buscando principados en Europa, ejemplo Rivadavia.

La propia Inglaterra termino reconociendo, luego de dos invasiones, que, ‘el caso de los Argentinos es algo que ellos mismos tendrán que resolver.’

En mi adolescencia, quizá por la influencia de la época infame, había llegado a pensar que todos los próceres eran unos hipócritas. Pero luego al llegar la democracia interesado en saber más sobre la historia ‘real’ de esta país y no la oficial, buscando comprender nuestra idiosincrasia, entender porque somos, empecé a leer y ahí redescubrí un San Martin, que bien llevaba el apodo de ‘El Santo de la Espada’.

Fue una pena para mí no haber podido acercar me hasta Boulogne-sur-mer, sé que habría sido muy emotivo y me imagino quizá lo que provoco en tus sentimientos.

He visto algunos videos sobre Boulogne en YouTube, antes de encontrar el tuyo y posteriormente tu blog.

A veces pienso también que él se cansó como nos cansamos muchos argentinos de la hipocresía y la corrupción con la que tenemos que convivir a diario.

Veo un halo nostálgico sino de tristeza en la partida de Don José de este mundo, a pesar de haber estado acompañado por su hija y su yerno, se dice que siempre guardo un lugar en sus sentimientos por su patria.

Por otra parte me alegra que personas muy lejanas a la Argentina reconozcan la integridad de un individuo como Don José, y eso es justicia divina, creo.
Luego pienso porque ese ‘desinterés nacional’ hacia el padre de la patria,

Y la respuesta que encuentros es que los integrantes de la casa, cambiaron, con todas las inmigraciones recibidas desde fines del siglo 19.

Y bueno, en fin así es como cambiamos, y somos lo que hoy somos como sociedad.
Ah y a eso hay que agregarle que ya no hay inmigración europea pero si limítrofe cosa que incorpora un nuevo cambio en la idiosincrasia argentina.

Bueno espero puedas leer estas reflexiones.

Nuevamente gracias por tu investigación en Boulogne-sur-mer.

Lorenzo Strukelj on August 18, 2015 at 23:16 Reply

Sr. Lombardo: excelente su comentario; comparto sus reflexiones.

Hector Lombardo on August 18, 2015 at 23:37 Reply

Muchas gracias Lorenzo! espero que algun dia podamos lograr unidad en esta tierra que tiene todo para logralo, y lamentablement nosotros lo malogramos.

carlos pavicich on August 17, 2014 at 23:12 Reply

Fué en Boulogne sur mer que La gran armada de Napoleon habia sido congregada. Parece imposible que el general San Martin desconociese lo sucedido apenas 35 años antes de su llegada a la ciudad. No creo en la casualidad de su eleccion de su nuevo destino.

En enero viajo a París y uno de los destinos para visitar es Boulogne sur mer. Es un destino que quiero visitar desde hace años y ahora con tu foto reportaje, no paran de caerme lágrimas de emoción. Muchas gracias por dejarme disfrutar esto.

Con su comentario se fueron también mis lágrimas y las de aquellos argentinos que aun sentimos al Padre de la Patria dentro de nuestro corazón.

Hola Hugo, muy interesante tu reportaje y de verdad muy lindas la fotos de Boulogne. Parece que la senora Brusasca siempre està en el museo pues la persona quien nos abrio’ es muy semejante. Es una descubierta para mi, tant la ciudad come este museo muy rico. Gracias !

Y te mando tambien el link del post que escribi’ despues de bnuestra visita la semana pasada:
http://pierrebayle.typepad.com/pensees_sur_la_planete/2014/12/san-martin-libertador.html
Un saludo cordial

I need to know the e mail of Boulofne Sur Mer municipality

rulo de ramos on April 7, 2015 at 16:10 Reply

Gracias por este testimonio, más que interesante, entré por el reportaje en la radio, y esta nota sobre Boulogne Sur Mer ( me renovó las ganas de ir a visitar, la próxima vez que viaje allá!!! Felicitaciones!!! Gracias.

rulo de ramos on April 7, 2015 at 16:15 Reply

Gracias por publicar esta nota, realmente me gustó mucho. Había entrado a tu página por el reportaje recién en la radio rock and pop, y me encontré con esto!!! Buenísimo, gracias por compartir lo de Boulogne Sur Mer !!!

Lorenzo Strukelj on August 17, 2015 at 16:50 Reply

Excelente este conciso pero esclarecedor documento sobre la última morada de nuestro gran libertador.
Felicitaciones por su trabajo. Ojalá renazcan en nuestra patria los valores que llevó a su tumba el general, sin renunciar a ellos a pesar de todo.
En mi próximo viaje seguramente visitaré esta bella ciudad, que tanto significa para nuestra historia.
¡Gracias por ilustrarnos y por despertar esta inquietud!

Sergio Eduardo Baltar Castro on January 31, 2016 at 18:29 Reply

Muchas gracias por este maravilloso reportaje fotográfico. Excelentes fotografías y muy interesante información. También me gustaría un día poder visitar tanto la ciudad como el museo.
Felicitaciones Hugo.

André Boulanger on February 8, 2016 at 20:41 Reply

je suis canadaien je suis un fan du general San martin . J,ai visité le tombeau de san martin a buenos aires et a lima au peru. J,espere visiter sa derniere demeure de ce heros sans ambitions que de liberer des peuples

Como veran mi apellido es el del Libertador y el nombre de mi padre Jose San Martin Tuñas, soy español pero hace 67 años qu vivo en Buenos Aires – Argentina, llegue a este pais un 17 de Agosto de 1949 (¿casualidad?) y soy un apasionado por la historia de este procer, colecciono fotos y daguerrotipos de proceres americanos, me impresiono la nota y si Dios quiere en un proximo viaje ire a la casa donde fallecio el genaral. Saludos y felicitaciones.

Perdon por corregir pero los habitantes de “bulone” no podian saber de “ese Argentino” porque la Rep. Argentina todavia no registraba ese nombre ya que “Entre 1835 y 1852 las provincias argentinas utilizaron la denominación Confederación Argentina para sus relaciones internacionales. Eran en total catorce provincias, y los territorios que efectivamente controlaban eran en muchos casos sensiblemente menores que los actuales”; solo despues de 1853 luego de la firma de la Constitucion Nacional , dicho nombre paso a ser equivalente.
Disculpen soy Español y puntilloso…..Les dejo a los foristas una inquietud …¿Era Jose Francisco de San Martin y Matorras, español?…..Saludos

Hector Lombardo on April 4, 2016 at 21:21 Reply

Buena pregunta… ud. lo dice … ya que cuando el nacio, toda la region era el virreinato … y si , entonces era español, de hecho lo consideraron un traidor…?

Estas tierras, eran una “colonia” española, ubicada en América del Sur, cuando el General San Martín nace en las misiones jesuíticas de Yapeyú (en la actual ciudad de Corrientes), y lo seguía siendo cuando el prócer junto a su familia a la edad de siete años (aproximadamente), viaja a España.

Gracias LOmbardo, lo felicito nuevamente por su portal.

Hector Lombardo on April 6, 2016 at 17:12 Reply

Lo siento , pero no es mi portal… solo soy uno mas que opina :o), saludos

Yo nací en Francia, muy al sur, en Montpellier, desde muy chiquito que mi familia y yo nos fuimos a vivir a Argentina por los inestables 80s de Europa. Yo nunca paré de viajar entre Argentina y Francia, hice posgrados, trabaje, hice parte de mi instituto allá, recorrí y me asenté en París, Montpellier, Toulose, Marseilla y en Alsace, pero sin dudas, el lugar que más lagrimas y emoción me provocó, habiendo visitado más de 20 ciudades Francesas, fue Boulogne-Sur-Mer, me dió una sensación que a muchos les parece exagerada, pero yo siento que es el lugar donde iré a morir. Un lugar tan importante en las historias y culturas de mis dos patrias, un lugar hermoso donde puedo criar a mis hijos sin las peligrosas calles de París-Buenos Aires. Encima lo conocí a Ribéry cuando fui allá, justo pasaba de vacaciones con su familia, tengo una camiseta de Francia firmada por él.

Lorenzo Strukelj on June 29, 2016 at 23:43 Reply

Me causa gracia… irse a vivir a Argentina por los inestables 80s de Europa… En su peor crisis Europa seguía siendo más estable y consistente que Argentina. Viví en los 80 en Arg, viajando frecuentemente a Europa, y sé de lo que hablo.
En segundo lugar, y perdón por la ignorancia: ¿quién es Ribéry?

Leave a reply

Please correct form

required*